Desmanagement

Posts Tagged ‘crisis

Albert Einstein, el fantástico y genial científico alemán, hizo una interpretación absolutamente revolucionaria sobre la crisis y la mentalidad para combatirla. En estos momentos de desazón, incertidumbre e, incluso, desesperación conviene tener en cuenta las palabras de un sabio.

“No pretendamos que las cosas cambien si siempre hacemos lo mismo.
La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países porque la crisis trae progresos.
La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche oscura.
Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar ‘superado’.
Quien atribuye a la crisis sus fracasos y penurias violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones.
La verdadera crisis es la crisis de la incompetencia.
El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones.
Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos.
Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia.
Hablar de crisis es promoverla, y callar en la crisis es exaltar el conformismo.
En vez de esto trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora que es la tragedia de no querer luchar por superarla”.

Anuncios

Una de las consecuencias más nefastas de la crisis es el silencioso coste emocional y físico para los trabajadores, estrés y violencia, por un lado, y problemas de salud como el insomnio, por otro. Los desmanagers perjudican gravemente a la salud.

La viscosa masa de la crisis nos envuelve. Dólares y euros electrónicos nos rodean desde su limbo informático. Las noticias de dividendos, ratios, deudas, moras y demoras nos aguijonean desde las antenas mediáticas. En la calle todo es confusión. El sistema se colapsa y se purga y desde las torres de mármol los sátrapas del dinero recuentan sus ganancias. Pérdidas salariales y empresas que se ahogan en sus huecas arcas.
Números rojos y cuellos con sogas en forma de corbata: “Para ser ahorcado hermoso día”.
La era de la abundancia nada sobre la nada. Nos las prometíamos felices en el baile y de repente alguien apagó la música.
Los muertos ascienden desde el fondo del mar donde vivieron cómodamente instalados.
La guadaña siega a los menesterosos, a los listos, a los tontos. Sálvese quién pueda. Turbulencias, desaceleración…el encefalógrama es plano. No hay señales de vida salvo en las paraísos fiscales. Las constantes son números rojos en la bolsa de Tokio. De nuevo el becerro dorado se ha hecho añicos y todos nos hemos quedado más solos. Malditos bastardos de la ciénaga bancaria.Malditos políticos mamporreros, palmeros del dinero. Ellos bastante más ricos, nosotros bastantes más pobres. Mientras los idiotas de siempre nos entretienen con engañifas pasadas. Pan y mundial de futbol, todo por la patria. Derecha e izquierda conceptos maniqueos para la confusión planetaria. Somos únicamente piezas de los ambidiestros, ellos siempre ganan. En la gran hogera no arde el dinero, ardemos nosotros con cara de lelos.

Etiquetas:

Continúo la saga del sagaz Núñez Fernández (Las bondades de la crisis, primera parte) para defender tres cosas:

  • Crisis, en griego (catarsis), o en chino (donde su segundo ideograma es el primero de la palabra oportunidad), es cambio, y sólo los resistentes al cambio temen a una crisis.
  • A lo largo de esta coyuntura desde 2007 se han destruido en España más de un millón y medio de empleos, particularmente al desinflarse la burbuja inmobiliaria que creó (importó de la inmigración en gran medida) más de dos millones y medio de empleos. Los pesimistas verán que queda un millón y medio de ajustes. Los realistas, que ni estamos tan mal, ni estábamos tan bien.
  • La crisis ha secado el alza galopante de precios que vivimos desde la integración de España en la UEM, una inflación que arrancó considerando, ya desde el 1 de enero del euro, que 100 pesetas era igual a 1 euro, y por ahí siguió. Lejos de la temida y cacareada estanflación, esta crisis puede calificarse de nefasta para todos aquéllos que han perdido su puesto de trabajo, de inquietante para todos aquéllos que lo ven peligrar, y de muy positiva para todos aquéllos que habiendo mantenido su trabajo, ahora constatan que pueden comprar más cosas con los mismos euros, luego están mejor.

Pero lo que realmente es consustancial a los impactos de esta crisis, es lo que tiene para el desmanagement patrio: hace aflorar los malos gestores, los díazferranes que no comprarían un billete ni para sus propias líneas aéreas, los desmanagers de todo tipo y calaña, ya que la crisis es, efectivamente, una catarsis, una oportunidad, pero para los buenos empresarios, los que son capaces de crecer, de demostrar, de tirar del carro. Un ejemplo magistral de dichos buenos managers está aquí: esto sólo lo arreglamos entre todos.

VÍA EL DISTRITO

Sé que me voy a granjear la enemistad de muchos. Sé que lo que voy a escribir va a cabrear, incluso, a los cuatro ‘amiguetes’ y allegados que siguen fielmente mis columnas, pero uno no puede renunciar a decir lo que piensa y a ver ciertas bondades en esta jodida crisis. Más allá de esas teorías relacionadas con el management de que la crisis es una oportunidad, afirmación que puede ser cierta; y solidarizándome, por supuesto, con los millones de parados que están viviendo un auténtico drama; la resaca de la crisis ha dejado al descubierto ciertas verdades que bien miradas no dejan de ser interesantes. Si algo puede tener de positivo esta situación es que a muchos chorizos, robaperas, doblaesquinas, escaqueados, o jetas se les ha acabado el chollo. ¿Cuánta gente semi-analfabeta se ha forrado durante estos años de ladrillazo y tentetieso? ¿Cuánto mangante Lee el resto de esta entrada »

Etiquetas: ,

Leo entre estupefacto e indignado la entrevista del XL Semanal con Lloyd Blankfein, presidente y consejero delegado de Goldman Sachs. Los motivos de tales sentimientos no son otros que las palabras del gran chamán del turbo-capitalsimo financiero en relación a la crisis actual. Para el tiburón de las finanzas la crisis económica les ha venido muy bien, en sus propias palabras: “Nosotros no la jodimos como los demás. Seguimos teniendo una hoja de balance. Ahora tenemos un orinal más grande en el que mear”, ni que decir tiene que en este orinal se encuentran los millones de parados y familias arruinadas por esta crisis, en la que desmanagers como este vierten su “agüita amarilla”. Lo mejor de este tipo es que sus orígenes son humildes con un padre cartero y una madre recepcionista, claro ejemplo de “no pidas a quién pidió, ni sirvas a quién sirvió”.

En el interesante reportaje también podemos leer que en un año, un socio de banca de inversiones se puede levantar en la “Goldmine” and Sachs 3,5 millones de dólares, un directivo de operaciones entre 7 y 10 y un miembro del comité directivo hasta 25 millones.  Sin duda una política retributiva muy responsable en tiempos de crisis, prueba de ello las declaraciones que abren el amplio reportaje del mismo Blankfein “TENEMOS UN PROPÓSITO SOCIAL”, por supuesto el sujeto dice la frasecita y no se pone ni “colorao”. Ver para creer.

P.D: Para entender cómo funcionan estos elementos y sus  nefastas consecuencias os recomiendo el premonitorio artículo de Arturo Pérez Reverte  “Los amos del mundo” , publicado en 1998.

revoluci_n_francesa

Si ayer hablabamos de desmanagement de la empresa a los clientes, hoy veremos un ejemplo de desmanagement de los empleados a los directivos, que de todo hay en la viña del señor. Aunque desconocemos la catadura moral de la víctima en ningún caso se puede justificar la violencia hacía un individuo por muy desmanager que el vapuleado sea. La noticia no es fresca ya que la recoge El País en su edición digital del día 5 de este mes pero por los desbarajustes veraniegos me he enterado de la noticia hoy por uno de nuestros inestimables lectores y que por su interés desmanagerístico pasamos a reproducirles. Lee el resto de esta entrada »


Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 4.050 seguidores